Crowdfunding: consigue tu sueño…

El dinero es un factor determinante en casi todos los aspectos de la vida, y si bien es cierto que el dinero no da la felicidad, la ausencia del mismo tampoco.

Con la nueva sociedad del conocimiento, la tipología de modelos de negocio es muy diferente a la tradicional. Es necesaria una menor aportación económica para emprender, pero aún así, y

como no podía ser de otra forma, el factor económico es decisivo para la viabilidad de cualquier startup.

Existen varias opciones a la hora de encontrar financiación, pero mi recomendación es que recurras a aquellas que implican un menor riesgo o endeudamiento.

Nunca pongas en peligro tu economía familiar, no utilices los ahorros que estén destinados a subsistir durante determinado tiempo, ya que  es posible que tu nueva empresa necesite un período medio de maduración de en torno a dos años. Si vas a financiar tu proyecto con tus propios recursos, asegúrate que guardas suficiente dinero para subsistir durante ese tiempo sin depender de la obtención de beneficios.

En el caso de que tengas que recurrir a financiación externa, la mejor opción sin duda es la alternativa Friends, Family and Fools (las 3F). Que tu familia y amigos apoyen tu proyecto, es la forma más rápida y menos arriesgada de ponerlo en marcha, aunque debes siempre tener cuidado con la transparencia en la gestión, para no poner en peligro tu relación personal con esas personas allegadas que tanto confían en ti.

SI lo que necesitas es recurrir a capital procedente de fuentes totalmente ajenas a ti, te voy a hablar de un sistema que reúne todas las ventajas y ningún inconveniente. Me refiero al Crowdfunding.

El Crowdfunding es un sistema de economía colaborativa, que además te ayuda a validar tu modelo de negocio. ¿cómo funciona?

Presentas tu proyecto a una comunidad formada por personas particulares, divides el importe total que necesitas en participaciones, estableces una recompensa para aquellas personas que decidan comprar tu participación, que puede ser desde un porcentaje de la sociedad, hasta la prestación del producto o servicio objeto de tu negocio…y a esperar. Lo importante es lo original que sea la idea y la capacidad de convicción. En poco tiempo sabrás si tu modelo de negocio es capaz de generar interés, si despierta ilusión y si encuentra el apoyo de una financiación popular, colectiva y entre particulares.

Si has conseguido convencer al suficiente número de personas, ya tienes el dinero necesario para sacar el proyecto adelante, sin riesgos y sin endeudarte.

Además, fíjate que forma tan solidaria y romántica de apoyarnos los unos a los otros, en un contexto donde parece que nos encontramos solos, ya que ni el estado ni la banca nos apoya, somos capaces de pasar por encima de ambos, dejarlos a un lado, y demostrar que un granito al final hace montaña.

Ahora si que no tienes nada que perder, y teniendo en cuenta que casi el 50% de los proyectos que optan por este sistema consiguen materializarse, ¿no crees que te debes a tí mismo al menos el beneplácito de intentarlo?

Existen diversas plataformas de Crowdfunding, que te permitirán promocionar tu proyecto por alrededor de un 5% del total  de ingresos que consigas, y sólo lo cobran si consigues llegar como mínimo a la cantidad que has establecido como necesaria. En caso contrario tampoco pasa nada, ya que el dinero no sale de la cuenta de los particulares que han decidido apoyarte hasta que has logrado el compromiso del número de personas suficiente como para alcanzar la cantidad fijada.

Para que puedas entender mejor en qué consiste, te dejo un par de enlaces, donde podrás ver qué tipo de proyectos se promocionan, cómo funciona el sistema y si te animas apoyar a otros emprendedores que como tú, persiguen su sueño. Adelante compañer@!

 

http://www.lanzanos.com/ (española)

 

https://www.kickstarter.com/

sueños

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *